Tag Archives: vive el presente

¿Estamos recibiendo lo que damos?

19 Jul

Este post ya estaba prometido para Nanda, además de que… acontecimientos ocurridos en últimas fechas me han hecho cuestionarme al respecto…

Yo alguna vez fui mitómana y no toda la gente me mentía… es más, tal vez “nadie” lo hacía. Decidí dejar de mentir cuando alguien me enseñó que: “sólo puedes pedir lo que eres capaz de dar”; así que si quería obtener verdades de los demás, tenía que decirlas yo misma (porque obviamente llegó un momento en el que comencé a recibir cucharaditas de mi propio chocolate).

Se cree que mientras más consciente es uno respecto del karma, el efecto tiende a ser más rápido que en quien lo ignora por completo, eso porque te permite reaccionar con mayor rapidez, y tener una explicación al “¿por qué me está pasando esto?” “¿porqué me miente?” “¿porqué no me corresponde?” “¿porqué me ignora? etc.

Definitivamente existe ese “no sé qué” que nos acomoda  siempre en el lugar del “otro”, aunque en diferentes tiempos. Yo hace poco volví a mentir de manera casi enfermiza a alguien… y ¿qué creen? Que quien me mintió a mi fue quien menos lo esperaba.

De una u otra manera, todos estamos recibiendo lo que damos, aunque suele suceder que  no procede de la misma persona, a veces las lecciones de vida nos las da quien menos nos pasa por la cabeza  y en el 90 por ciento de las ocasiones no creemos merecerlo,  sobre todo cuando estamos enamoradísimas.

Y cuando nos damos cuenta de que la gente de quien nos enamoramos no es honesta con nosotros, nos miente y no nos da un lugar en su corazón, o privilegiado en su vida, tal vez no se trata simplemente de que nosotros en algún momento no lo hicimos con ellos,  quizás fue con alguien mucho antes, o es algo que haremos después… pero la vida “es una gran tipa” (diría una canción) y por eso “no hay que pedirle más de lo que uno pueda dar”.

Ese no sentirnos correspondidas nos puede llevar a la frustración, pero no hay consejo más sabio que: “La felicidad no dependen de encontrar a un amor, sino de aprender a amarnos a nosotras mismas” y si es lindo estar feliz acompañado, también lo es aprender a disfrutar de nuestras soledades, de nuestros silencios… pero eso nadie nos lo dice y por eso sufrimos.

Si alguien no nos corresponde no queda más que pedir y agradecer a Dios que nos quite del camino a alguien que no nos ama…

“Lo que no ayuda, que no estorbe”

Cuando más dudemos, cuando más frustradas y lastimadas nos sintamos, ese es justo el momento perfecto para amarnos.

Finalmente compartiré con ustedes un tip que leí:

“Vive el PRESENTE”

La preocupación procede de un futuro que aún no pasa, y no tiene sentido alguno “llorar antes de que nos peguen”

La depresión procede de un pasado no superado, que ya ni siquiera existe y debemos dejar ir para estar más libres y ligeritas.

Sólo tenemos cada día para ir armando nuestras vidas, ni el mañana,  ni el pasado,  nada es más importante que el PRESENTE, es el regalo que el universo nos da  para cambiar nuestros mundos, nuestras vidas (por eso se llama “presente”)

Y si en un presente alguien no les está dando lo que creen merecer… dénselo ustedes mismas HOY, en este momento. Si ese patán no les dijo TE AMO, díganselo ustedes, si no notó lo bellas que se ven, díganselo al espejo, si no las valora VALORENSE, si no las quiere… QUIERANSE!! Porque no vale la pena estar esperanzadas a que alguien deba llegar a amarnos profunda y locamente para ser felices. No tiene sentido si no lo hacemos nosotras.

Si “alguien” no estuvo para ustedes… ustedes no se pueden fallar, NO SE DEJEN “SOLAS”, estén consigo mismas el mayor tiempo posible. Si mintió… ¡Nosotras no podemos mentirnos! No podemos cambiarlo, pero  sí podemos ser mejores, y si somos mejores…nos llegará lo mejor. No importa el tiempo… todo llegará cuando estemos listas, en el momento perfecto y en armonía con el universo

Basta con amarnos nosotras mismas, y si aún no lo hacemos…

HOY ES EL DÍA PERFECTO PARA COMENZAR A AMARNOS…

¡HOY ES EL DÍA PERFECTO PARA AMARME!

No nos queda mejor alternativa que ser felices día a día, minuto tras minuto… haciéndonos conscientes de nuestra mortalidad en este plano…

EL UNIVERSO NOS PROTEJA Y NOS ENSEÑE A AMARNOS.

Namasté!

 

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: